jueves, enero 23, 2014

Besos con B de bizarros.

Despejas la media, el patrón absurdo,
la etiqueta que no sella la hendidura,
boca cálida que empuja los bordes
y llena otros labios.

Humedad húmeda jugosa mojada acuosa,
nada que demostrar.
Besos que liberan demonios y les entrega tiaras;
estalactitas de baba y poros abiertos,
de suavidad tácita, de sabor a negro.

Callejón de baldosas rotas,
transeúnte de lengua, de cejas gruesas
me debates las razones, como si pudieras
y yo,
hormiga guerrera,
museo de demencias
libro batallas de ganas antiguas,
repicadas esta noche.

Con un gesto quedo aún en transito
dudo tus lunares y ya no los veo,
te muerdo para que nada, para que sí,
me ensaño con el único pelo de tu pecho
y te tatúo un beso en las cinco de la tarde.

Besos en mayúscula, en creación constante.
En esta parte del trabalenguas
nos besamos en nueve idiomas
y me susurras en cosquillas
como no soy lo que nombraste.

--
Venus Patricia #DíasFelices

1 comentario:

Waldo S. Rincón Ricardo dijo...

"Y las manos que se encuentran en la flor; la bestial naturaleza del amor"...♪♪♫

Disfrútalo!

W.